¿Quieres deshacerte de los callos en los pies? ¡Estos remedios naturales!

Los callos son un problema frecuente en mujeres y hombres, muchas veces quienes padecen de ellos los ocultan porque se avergüenzan de tenerlos. Los callo no solo son un asunto de estética también son un asunto de salud, cuando la piel comienza a presentar estas pequeñas deformidades es porque estamos haciendo algo mal con nuestros hábitos.

Los callos se conocen como hiperqueratosis y este es trastorno que se produce debido al engrosamiento de la capa externa y visible de la piel. Esta capa está compuesta por queratina que es una fuerte proteína protectora que mantiene sano nuestro pie.

La aparición de los callos es causada por agentes externos al cuerpo. La fricción o presión que se hace entre el zapato y la piel es la principal causa de la aparición de este problema. La piel muerta se endurece para crear una protección entre la piel y el objeto con el que está siento presionada.

Aprende los trucos más sencillos para eliminar los callos para siempre


Los pies son unas de las partes más visibles de nuestro cuerpo, por eso cuando aparecen los callos hay una tendencia a perder la autoestima y muchas veces el ánimo de usar un determinado tipo de zapato. En el caso especifico de las mujeres las sandalias o los zapatos que muestres sus dedos. 

A continuación, te mostraremos una serie de trucos caseros con los que podrás eliminar los callos de forma natural y sin efectos secundarios. Te aseguramos que si sigues estos pasos los callos desaparecerán en pocos días y tus pies recobrarán la belleza y la estética que había sido cubierta por el callo.
  • Limón: La cáscara del limón es muy efectiva para eliminar callosidades. Para mejorar este problema solo debes colocar la cáscara en la zona afectada por el callo y dejarla allí durante toda la noche. Debes repetir este proceso por varios días ininterrumpidos. 
  • Pan y vinagre: Lo único que debes hacer es humedecer el pan en vinagre y colocarlo en la zona donde está el callo. Coloca una venda sobre el pan y verás que en pocos días tu problema habrá desaparecido. 
  • Cebolla: Debes tomar un bulbo de cebolla y colocarlo en un envase que contenga vinagre, dejar allí marinando por varias horas. Una vez transcurrido este tiempo solo debes colocar la cebolla sobre el callo y cubrirlo con una venda durante toda la noche. A la mañana siguiente notarás los cambios. 
  • Sal gruesa: En una envase con agua tibia debes agregar una taza de sal gruesa. Allí debes introducir tus manos y tus pies, si tienes callos en ambos, alrededor de 10 minutos aproximadamente. Una vez que la piel esté bien húmeda retirar las capas de piel muerta. Este proceso debe realizarse todas las veces que se pueda.
  • Aceite de ricino: El aceite de ricino debes aplicarlo con cuidado en los callos y vendar durante toda la noche. Hay que tener cuidado que no se filtre porque si esto sucede no funcionará. 
  • Aspirina: Triturar algunas pastillas de aspirina o ácido acetilsalicílico y mezclar con un poco de agua y un poco de zumo de limón hasta formar una pasta. Aplica esta mezcla sobre la zona afectada y deja actuar por 10 minutos aproximadamente. Una vez que pase este tiempo comienza a retirar la piel muerta, verás que sale con mucha facilidad. 
Es recomendable que elijas una o dos de las opciones que te presentamos así podrás enfocarte en unos remedios específicos en vez de probar varios días con varios métodos.

Lo más importante es que todos son económicos y fáciles de conseguir, escoge el método que más se ajuste a tus necesidades y requerimientos. 

Recuerda que lo primordial para mantener la salud de tus pies es usar zapatos de la talla correcta, así evitarás la presión y podrás evitar la aparición de los molestos callos.