7 Formas De Saber Si Un Hombre Manipula A Una Mujer. No Lo Permitas!

La manipulación es una actitud que está presente en casi todo el mundo. Es todo un mecanismo que se pone en práctica para ejercer una dominación sobre otro y termina lastimando y dañando a quienes nos rodean. El sentido de la manipulación está en hacer que otra persona haga lo que deseamos sin que esa persona sea consciente de que lo está haciendo, y allí está el mayor problema.

Vivimos en una sociedad en la que se manipula a todos, los principales manipuladores son los gobiernos y los medios de comunicación (impresos, radiales o televisivos) pero, hay un tipo de manipulación que es sumamente peligroso para nuestras vidas y es la manipulación que proviene de nuestra pareja.

Las mujeres son más propensas a sufrir la manipulación, esto se debe a que a veces se comprometen más que sus parejas en la relación. Es muy frecuente que el hombre manipulador dé señales de su manipulación pero, desafortunadamente, no todas las mujeres las ven y por esta razón no las pueden detener. ¡Es momento de abrir los ojos y decir basta!

7 señales que te harán descubrir si tu pareja es un manipulador


Estas son las 7 manifestaciones de manipulación que aparecen en las relaciones de pareja, si tú notas alguna de estas es mejor que detengas de una vez por todas esa relación. Seguir con una pareja manipuladora es condenar la relación al fracaso. ¡ESTÁ SIEMPRE ALERTA!

1. Al principio todo es un encanto: Los hombres manipuladores empiezan mostrándose agradables y maravillosos. Te muestran que son sensibles, que puedes hablar con ellos, y que van a ayudarte siempre que tengas algún problema. Una vez ya te han convencido de lo buenas personas que son, pasan a cobrarse todo esa sensibilidad a través de la manipulación. Te han seducido lentamente y ahora tu estás incapacitada para hacer una evaluación objetiva de ellos. 

2. Comienzan a hacerte sentir culpable: Los manipuladores siempre recurren a la misma anécdota triste de su vida,  hace que te sientas mal cuando le exiges cosas. Un ejemplo clásico es que si le dices que es poco detallista, te contesta que él tuvo que soportar que su padre lo abandonara de pequeño. De esta manera, te resulta imposible discutir nada con esa persona, ya que te hace sentir culpable.

3. Te hacen responsable de sus acciones: Cuando hacen algo mal siempre van a encontrar la manera de que tu tengas la culpa de lo que acaba de pasar.  Por ejemplo si encontraste alguna conversación comprometedora en su computadora no se disculpará sino que intentará girar la situación para enfadarse él porque le has estado espiando. Y te hará sentir que tu tienes la culpa de haber hecho eso.

4. Juzgan y gobiernas tus acciones: Un hombre manipulador siempre te dirá como debes vivir, cuál es la mejor forma para hacer las cosas. Intentará tener la razón, te aconsejarán y expondrán sus teorías filosóficas. Recuerda que tu pareja no te dice lo que debes hacer, sino la que está a tu lado ayudándote a escoger el mejor camino por ti misma.

5. Descalifican tus acciones: Nunca van a descalificarte de manera directa, pero si que lo harán dejándote en ridículo o minimizando el valor de tus pensamientos. Un manipulador siempre quiere que la otra persona se sienta insegura e infeliz.

6. El don de la palabra es su gran arma: Tienen unos grandes discursos fluidos y si les afrontas con argumentos de peso, nunca se enfrentarán a ti, sino que siempre desviaran la conversación hacia otro tema. Ellos siempre deben quedar por encima del otro y ganar siempre.

7. Amenazas sutiles: La amenaza consiste en evitar un desenlace indeseado para ellos, que podría darse como consecuencia a alguna de tus conductas. Por ejemplo, si te dice “deja de comer tanto o ya verás como te vas a poner” quizá es solo porque le molesta verte comer eso que ellos no pueden comer o por alguna otra razón, que no tiene ningún fundamento, pero que nunca van a reconocer.