Dormir Desnuda Te Ayuda A Bajar De Peso. Aquí Te Decimos Por Qué!

Estar desnuda es una de las mejores sensaciones que puede experimentar una mujer. La libertad que se siente cuando no hay ninguna tela que roce y moleste tu cuerpo no tiene comparación. Y, dormir es uno de los mejores momentos del día porque nos permite relajarnos, descansar y reponer las energías que perdimos durante el día.

Imagina poder unir estas dos cosas ¿suena maravilloso, verdad? pero, y si te decimos que dormir desnuda no solo es una buena sensación, sino que además te ayuda a perder peso ¿Sorprendida? pues esto es posible. Sí se pueden eliminar algunos kilos que nos molestas solo durmiendo sin ropa.

Algunos pasamos la vida de dieta en dieta para adelgazar, sin saber que hay una forma efectiva que casi nunca aplicamos. Dormir desnudos nos permite adelgazar, porque aunque parezca imposible durante as noches se pierde mayor cantidad de grasa.

Los beneficios milagrosos de dormir desnuda


Según estudios se ha demostrado que realizar esta acción tan sencilla es de mucha ayuda para nuestro organismo. Expertos han explicado detenidamente que cuando dormimos la temperatura del cuerpo disminuye, cuando se está vestido este proceso natural se ve interrumpido por lo caliente de la ropa de cama y la ropa que traemos puesta. Por esta razón se recomienda estar desnudos a la hora de dormir, así descansaremos mejor y daremos paso a este proceso de disminución de temperatura. 

De acuerdo con un estudio de la Universidad de Chicago, mientras hacemos una dieta para adelgazar, dormir desnuda durante toda la noche hace que se pierda más cantidad de grasa. Esto sucede porque se reducen los niveles de estrés, lo cual disminuye el hambre al día siguiente. 

Cuando se duerme mal el apetito aumenta, y por esta razón solemos consumir mayores niveles de azúcar y grasas saturadas que nos generan grasas que se acumulan en el cuerpo y crean el sobrepeso. 

Dormir desnuda te permite descansar mejor, sucede lo mismo que al hacer ejercicio intenso: aumenta la producción de la hormona de crecimiento, la cual tiene la capacidad de acelerar el metabolismo y quemar grasa. Mientras que si dormimos mal solo ocupamos nuestro tiempo de sueño en buscar estar cómodos.

Las diferencias se deben a que, cuando se restringe el sueño, aumentan los niveles de grelina, una hormona que estimula el hambre y reduce el gasto energético, además de promover la retención de grasas.

Existen diferentes fases del sueño, pero sólo al dormir profundamente se producen cambios que ayudan a bajar de peso, acelerar el metabolismo y para controlar el apetito. Por esto es tan importante tener un ambiente cómodo y adecuado para dormir, vale la pena tomarse el tiempo para hacer de nuestra habitación la más acogedora posible. 

Además, dormir desnuda tiene una ventaja extra que a todas las mujeres nos gusta mucho: nos sentimos mucho más sensuales, lo cual apoya la producción de serotonina, de la que se ha demostrado que mejora la motilidad intestinal y disminuye la inflamación intestinal.


Fuente: Salud180.com