Si tienes alguna de estas 6 ENFERMEDADES olvídate de comer AJO. Es peligroso!

El ajo es una de las plantas con más beneficios en la naturaleza. Generalmente su uso está ligado a la salud y el bienestar de todos nuestros sistemas pero además sirve para cuidar nuestra apariencia física. Sin embargo no todo es tan maravilloso, hay algunas enfermedades que desafortunadamente no son compatibles con este alimento.

El consumo del ajo debe ser cuidadoso y muchas veces nos dejamos deslumbrar por todos sus beneficios y no tomamos conciencia de que puede hacernos daño en nuestro organismo. No hay que excederse al momento de consumirlo, todo está en saber manejar las cantidades y las situaciones.

Toma tus precauciones, nosotros te enseñamos algunas que consideramos importantes. Una vez que tú los leas podrás decidir las cantidades que quieres consumir y la frecuencia con la que lo realizarás. Pon mucha atención y así lograrás aprovechar el máximo los beneficios.

En estos 6 casos debes dejar de consumir el ajo


1. Hipertensión y tensión baja: Se debe evitar el consumo del ajo mientras se tengan alguna de estas condiciones. Este es un dilatador de vaso muy poderoso que puede afectar los niveles de tensión. Los doctores recomiendan tomar solo 2 dientes de ajo, y preferiblemente en ayunas. 

2. Embarazo y lactancia: El ajo es perjudicial para el desarrollo de los bebés. Hay que evitar el exceso de ajo en todas las formas. 

3. Diabetes: Unos de los componentes del ajo son los hipoglucemiantes, estos se encargan de incrementar la potencia de los medicamentos para la diabetes y causan densidad en la glucemia del cuerpo. Lo cual genera mayores problemas de diabetes.

4. Problemas estomacales: El estómago sensible se muestra con eructos, cólicos y acidez. Cuando se consume mucho ajo este problema aumenta mucho y se convierte en un mal grave y frecuente. 

5. Consumo de medicamentos: El ajo tiene la facultad de fortalecer los efectos de los medicamentos, así que si consumes un medicamento de uso regular es mejor que consultes la cantidad de ajo que debes consumir. Hay que prevenir los efectos secundarios de algunos medicamentos, para esto consulta a tu médico y mientras lo haces detén el consumo de ajo.

6. Anticoagulante natural: El ajo es perfecto para tratar problemas de circulación ya que hace más fluida la sangre y evita que se formen coágulos y trombos que generan infartos, trombosis y derrames cerebrales. Pero cuando la sangre está muy líquida pueden producirse pérdidas de sangre considerables aunque las heridas sean pequeñas. 

Hay que tener cuidado con el ajo, nunca está de más consultar a un especialista que nos indique en que condiciones está nuestra salud. Así sabremos que cosas debemos hacer para estar mejor.

Fuente: FamiliaSalud.com