Como limpiar y eliminar los Quistes de los Ovarios y Útero!

Los quiste de ovarios y útero son unas de las afecciones de salud más comunes entre las mujeres. Estos se producen cuando hay una acumulación de fluidos y desperdicios en estas áreas, aunque no son peligrosos pueden representar una terrible molestia de salud. Generalmente se asocian con cáncer pero esto no es así, no todas las mujeres que tienen quistes desarrollan cáncer.

Para evitar la aparición de estos quistes es importante regular los niveles de progesterona y estrógenos, ya que un exceso de estrógenos puede producir su aparición y desarrollo. Generalmente los quistes no presentan ninguna sintomatología que demuestre su presencia en el organismo, a menos que su tamaño sea muy grande. En ese caso se presentan sangrados.

Los quistes más comunes son conocidos como quistes foliculares y aparecen durante el ciclo menstrual de la mujer. Es importante recalcar que los quistes aparecen durante la etapa fértil de la mujer. Para detectarlos es necesario acudir al médico, el especialista realizará exámenes como ecografías y ultrasonidos.

Limpia tu cuerpo de quistes y fibromas con esta sencilla receta natural


Antes de presentarte esta receta queremos mostrarte algunos de los síntomas más comunes para que estés alerta ante un posible quiste en ovarios y útero, presta atención y toma nota: 
  1. – Tener ciclos menstruales irregulares (que sean largos y pasen de los 35 días).
  2. – Tener la sensación de peso en la pelvis.
  3. – Dispareunia (dolor al tener relaciones sexuales).
  4. – Dolor en la parte baja del vientre.
  5. – Problemas al orinar
  6. – Sensibilidad en los senos.
  7. – Aumento de peso.
Ahora sí, esto es lo que necesitarás para preparar este remedio casero que es 100% efectivo y lo mejor de todo es que no tiene ningún efecto secundario. 

Ingredientes: 
  • 1/2 litro de melaza
  • 2 libras de remolacha rallada y colada
  • 1 cabeza de ajo
Preparación:
En una licuadora colocar la remolacha junto con la melaza. Mientras eso se licua, coloca en un recipiente de vidrio unos pedazos de ajo cortados bien pequeños. Reservar durante 2 horas en la nevera bien tapado, y luego estará listo para usar.

Modo de uso:
Tomar 3 tazas pequeñas diarias de la siguiente manera: La primera debe tomarse en ayunas, la segunda luego de la digestión del almuerzo y la última luego de la digestión de la cena. Realizar esto durante 2 meses y se obtendrán excelentes resultados. 

Fuente: Ideoguia.com