Parece increíble como esta solución casera limpia las Losetas y Azulejos!

Los baños son los espacios que se limpian con mayor frecuencia en casas y oficinas, ya que en ellos se encuentra un gran número de bacterias que pueden generar grandes problemas de salud. A los que más atención se les presta es a los baños personales, es decir, a os baños de nuestros hogares. Cuando nos decidimos a limpiarlos debemos no sólo enfocarnos en el lavamanos y el inodoro, sino también en los azulejos y ese sí es un problema porque el sucio se queda muy pegado y es difícil de eliminar.

Para hacer esta limpieza existen una gran cantidad de productos químicos que son muy potentes pero que a su vez dañan nuestras manos y dañan los azulejos. El uso del cloro es muy frecuente en estos casos, pero este contiene unas sustancias nocivas para la salud de nuestra piel y el contacto constante con los azulejos puede hacer que estos se decolores. Además, el gasto en productos de limpieza suele ser excesivo por esta razón hay que recurrir a otros métodos.

Hoy te enseñaremos cómo hacer una sencilla mezcla natural que te permitirá limpiar y dejar tu baño como nuevo y brillante ya que su efecto es incluso mejor que el de los productos que hay en el mercado. Para realizar este limpiador casero necesitarás apenas tres ingredientes, todos muy sencillos de conseguir y económicos. Así que está cuidando tu baño y tu bolsillo.

Limpiador casero 100% efectivo


Para la preparación de este limpiador necesitarás los siguientes ingredientes: 
  • Media taza de bicarbonato de sodio
  • Una cucharada de jabón ecológico, líquido
  • Una cuarta taza de agua oxigenada 
Preparación: 

En un frasco con tapa colocar los tres ingredientes juntos. Cerrar bien y mezclar hasta que estén diluidos.

Modo de uso: 


Aplicar sobre los azulejos del baño y dejar actuar alrededor de 10 0 15 minutos, depende del estado de los azulejos, y con una esponja o cepillo frotar la pared para que se desprenda la mugre. Una vez transcurrido este tiempo retirar con abundante agua.


Otra opción de limpiador puede ser la siguiente: 


Mezcla en una botella de spray un poco de agua con vinagre, la proporción debe ser la misma. Lo que debes hacer es que luego de cada baño, rocíes los azulejos con esta preparación. Esto puede hacerse 2 o 3 veces por semana.


Esta preparación te servirá para mantener la limpieza de tus azulejos. Es recomendable que hagas una vez por semana la limpieza profunda, y luego realices la limpieza superficial con el agua y el vinagre. Así lograrás tener un baño impecable.

Fuente: SaludNatura.net