¡15 plantas medicinales que las farmacéuticas no quieren que conozcas!

Hoy en día son más las personas que apuestan por la medicina natural, volviendo a los orígenes de lo que era cuidar la salud.

Esto se debe a que, aunque la industria farmacéutica tiene sus méritos, no deja de ser un negocio, que en muchas ocasiones comercializa productos que pueden provocar efectos secundarios sumamente peligrosos para la salud, según Peter Gotzsche, del Centro Nórdico Cochrane.

Por eso queremos hablarte sobre doce plantes medicinales que te pueden servir para tratar y curar muchas dolencias Descubre cuáles son y cuida tu salud de manera natural, ¡tu cuerpo te lo agradecerá!
Quince plantas medicinales que debes conocer


Saúco. El té de Sambucus nigra se recomienda para la gripe y la rinitis, gracias a sus propiedades expectorantes y antiinflamatorias. Si tienes úlceras en la boca o amigdalitis, has gárgaras con ese mismo té. Contraindicado si estás embarazada.

Ginkgo biloba. Recomendado para la memoria, una tableta estimula el funcionamiento del cerebro. También sirve para las varices, la arterioesclerosis y las hemorroides, en forma de té. Debe consumirse con moderación, pues ocasiona problemas en la piel.

Lavanda. Para la indigestión, los cólicos y el dolor de cabeza, preparar un té de esta planta. Si sufres de dolor en los músculos, mezcla con agua y realiza un masaje. 

Diente de león. Funciona como laxante, con tan solo agregarlo a tus comidas. Si lo licuas con agua y consumes dos veces al día, funciona como diurético. La raíz se recomienda en caso de resaca.

Ortiga. Se recomienda para la artritis, la buena circulación y las alergias. Puedes beber en té o aplicar compresas.

Ajo. Reduce los niveles de colesterol malo, es anticoagulante, antioxidante y disminuye la tensión alta. Todo esto con tan solo un diente al día.

Címifuga. Útil para controlar los síntomas de la menopausia, favoreciendo la producción natural de estrógenos. La soja tiene los mismos efectos.

Ginseng. Refuerza el sistema inmunológico y controla el estrés. 

Valeriana. Una infusión dos horas antes de dormir, combate el insomnio.

Espino albar. Recomendado para hipertensos, insomnio, depresión y dolores de cabeza. Consume dos tazas todos los días.

Hipérico. Tres veces al día, es útil para combatir la depresión. 

Zaragatona. Se utiliza como laxante.

Sol de oro. Combate alergias, asma y rinitis. 

Regaliz. Es bueno para la digestión y es antiinflamatorio. 

Menta. Analgésico para cualquier dolor, ya sea en té o compresas.

Fuente: MejorConSalud.com