Con estos 3 ingredientes puedes preparar esta mezcla para las arterias obstruidas, grasa en la sangre e infecciones!

Nuestro organismo es una máquina bien aceitada en la cual cada pequeña parte cumple una misión muy importante. Las arterias son una de ellas, estos canales son los encargados de transportar la sangre oxigenada desde el corazón al resto del cuerpo. Nacen del ventrículo y son elásticas y fuertes. Sin embargo, pueden sufrir grandes problemas si no se cuidan adecuadamente.

En ellas pueden acumularse grandes cantidades de grasas, azúcares y toxinas esto hace que se obstruyan y se ve comprometida la circulación de la sangre a los órganos del cuerpo. Cuando esto ocurre comienzan las enfermedades circulatorias que pueden dañar severamente la salud. Si los órganos no reciben suficiente oxigeno entonces dejan de funcionar.

En el mercado hay muchos tratamientos que te pueden ayudar a limpiar las arterias, desafortunadamente, muchos de ellos tienen efectos secundarios y ocasionan daños a otras partes del organismo. Hoy queremos mostrarte un remedio alemán muy antiguo y efectivo para tratar estos problemas circulatorios.

Con solo 3 ingredientes lograrás grandes cambios


La siguiente bebida combina tres ingredientes con propiedades muy poderosas para mantener la salud en perfecto estado. Está compuesta por limón, jengibre y ajo, todos estos ingredientes se han usado en la medicina natural desde hace miles de siglos. 

Con esta maravillosa bebida podrás conseguir los siguientes beneficios: reduce los niveles de grasa en la sangre, limpia el hígado, previene las infecciones, la gripe y resfriados, mejora la inmunidad, previene la fatiga, limpia las arterias. 

Para preparar esta bebida solo debes tener a mano los siguientes elementos. Si no los tienes en casa puedes conseguirlos en cualquier tienda cercana a tu domicilio. 

Ingredientes: 
  • 1 litro de agua
  • 4 ajos enteros
  • Jengibre
  • 4 limones enteros con cáscara
Procedimiento de preparación:

Lavar los limones bien y cortarlos en pedazos pequeños. Después de esto, pelar el ajo y mezclar todo en una licuadora, junto con el jengibre y los limones cortados.
En un recipiente de metal más grande, pon el agua, agregar la mezcla combinada, y ponlo a calentar hasta el punto de ebullición. Justo antes de hervir, apagar el fuego y dejar que la mezcla se enfríe. Vacíe la mezcla en botellas.

Modo de consumo:

Antes de beber, debes agitar bien la botella para obtener limón y el ajo que se encuentran en el fondo, para que se mezclen con el jugo.
Tomar una taza de esta bebida en ayunas, específicamente 2 horas antes del desayuno.