¡Fortalece tu sistema inmunológico en solo 15 segundos con este método casero!

Tener un sistema inmunológico resistente y protegido es crucial para la buena salud del organismo, ya que impide que contraigas enfermedades fácilmente.

Existen muchas formas de reforzar tu sistema inmunológico, desde comer cierto tipo de alimentos, hasta tomar algunos medicamentos formulados para cumplir esta función. Todas estas formas son válidas y efectivas.

No obstante, ¿sabías que el agua fría puede cumplir la misma función? ¡Así es! En este post te mostramos lo poderosa que puede ser el agua fría para tu salud. ¡Sigue leyendo!
Refuerza tus defensas con agua helada


El agua fría es algo que puedes conseguir con suma facilidad en tu hogar, así que no tienes ninguna excusa para no poner en práctica este método.

Fue descubierto en Moscú por un profesor de nombre Sergei Bubnovskiy, quien descubrió que con solo sumergir los pies en agua helada durante 15 minutos diariamente, es posible reforzar tus defensas y protegerte de posibles resfriados.

Lo mejor de de todo es que esta investigación hecha en Rusia no es la única que ha demostrado la efectividad de este método.

Se realizó otra en Inglaterra que evidenció lo beneficioso que puede ser bañarse con agua fría, pues aumenta el número de glóbulos blancos en la sangre.

La explicación es que cuando te bañas con agua fría el cuerpo trata de generar más calor, por lo que el sistema inmunológico se activa y libera más glóbulos blancos, según los datos publicados en la Britain`s Thrombosis Research Institute. 

Además, otra investigación fue realizada también en Alemania, donde se comprobó que incluso nadar en invierno puede ser provechoso para el cuerpo, pues este se vuelve más capaz de superar el estrés oxidativo, generando antioxidantes.

¡Nunca pensaste que el agua fría pudiera ser tan beneficiosa!

Ahora sabes que protege tu sistema inmunológico, evita que te enfermes, acelera la curación de la heridas e incluso es beneficiosa para la fertilidad del hombre.

¿Qué debes hacer para aprovechar sus beneficios? Simplemente coloca agua helada en un envase y remoja tus pies durante 15 segundos. Repite todos los días justo antes de dormir y verás los resultados.