Mezcla las cáscaras de naranja con vinagre de sidra de manzana. ¡El resultado es increíble!

La cocina del hogar es quizá una de las áreas más trabajosas, no solo por la tarea de preparar todas las comidas del día, sino además por lo fácil que se ensucian los utensilios.

La grasa de convierte en un problema en estos casos, pues resulta muy difícil de eliminar sin importar qué productos utilices, y en ella se quedan adheridos restos de comida que se endurecen y se transforman en un problema molesto. 

Es por eso que a continuación queremos mostrarte una efectiva receta casera para que puedas arrancar toda la grasa y la suciedad que se encuentra acumulada en tu estufa. Se trata de un secreto que toda ama de casa debe conocer. ¡Sigue leyendo!
Limpia tu cocina con esta preparación


La escena es típica: has terminado de limpiar todos los utensilios que necesitaste para cocinar, pero la estufa en sí luce realmente horrible. 

Tratas de eliminar toda la grasa con el mismo detergente que utilizaste para platos y ollas, y no logras arrancar la grasa ni despegar la comida adherida.

Intentas con otro producto, que te promete milagros, y obtiene el mismo resultado: nada parece funcionar.

Además de que aplicas una fuerza innecesaria tratando de eliminar los residuos, no logras ningún avance.

Para que eso no te ocurra más, te tenemos esta maravillosa preparación que dejará tu estufa como nueva. Necesitarás:
  • Bicarbonato de sodio. 
  • Vinagre de sidra de manzana.
  • Varias naranjas.
Lo que debes hacer es pelar las naranjas y conservar las conchas. Luego, las colocas en un envase y las cubres con el vinagre de sidra de manzana.

Una vez hecho esto, dejas reposar la mezcla durante unos cincos días, y pasado este tiempo cuelas la mezcla y conservas el líquido.

Ya está listo tu limpiador casero. Lo usarás de la siguiente forma:

Sobre los residuos que quieras despegar y las zonas de la estufa que tienen grasa, colocarás bicarbonato de sodio y sobre él agregas tu limpiador casero.

Hecho esto, deja reposar durante veinte minutos para que los ingredientes hagan efecto. 

Pasado este tiempo, solo debes comenzar a retirar y limpiar. Verás cómo toda la suciedad y la grasa salen fácilmente.