Ya no compres más Antibióticos. Estos son los antibióticos naturales más potentes que existen!

Las infecciones son unas de las enfermedades más comunes que padece el ser humano y pueden llegar a ser muy peligrosas para la salud si no se atienden a tiempo. Generalmente son tratadas con antibióticos convencionales, que pueden generar a corto, mediano o largo plazo problemas de salud más graves. 

El mayor problema de estos fármacos es que eliminan a las bacterias que ocasionan las infecciones pero también eliminan y matan a las bacterias que el organismo necesita para funcionar correctamente. Esto produce efectos secundarios que pueden ocasionar otros problemas de salud como gastritis o problemas renales. 

Afortunadamente la naturaleza nos entrega una serie de alimentos que son antibióticos naturales y que surten un magnifico efecto sin tener ningún daño colateral para el organismo. Algunas veces resultan más efectivos que los antibióticos convencionales, toma nota de los siguientes antibióticos naturales y olvida de una vez por todas de las pastillas. 
Antibióticos naturales que mejoraran tu salud sin efectos secundarios


1. Plata coloidal: El agua de la plata coloidal es efectivo contra 650 patógenos aproximadamente, y es capaz de eliminar hongos y bacterias que producen infecciones graves. 

2. Astrágalo: Esta planta posee poder antiinflamatorio y antibacteriano, por lo que es capaz de reducir infecciones. Además controla la presión y previene la diabetes. 

3. Miel de manuka: Es capaz de atacar a casi todas las bacterias y es potente contra las bacterias que resisten los antibióticos convencionales. Tiene un excelente sabor. 

4. Aceite de orégano: Es eficaz contra 25 tipo de bacterias. Además, previene la gripe, el sarampión, la papera y alivia los dolores de forma efectiva.

5. Semillas de toronja: El extracto de estas semillas puede tomarse o utilizarse como crema. 

6. Hojas de olivo: El extracto de estas hojas posee poder antimicrobiano, antiinflamatorio y analgésico, por lo que alivia los dolores. 

7. Propóleos: Es eficaz contra la tos, sinusitis, amigdalitis y otras enfermedades provocadas por hongos y bacterias. Esto es utilizado por las abejas para proteger la colmena de invasores. 

8. Equinácea: Sus hojas y raíces curan heridas y previenen infecciones del sistema respiratorio, digestivo y urinario. Puede usarse como tintura o como te. 

9. Salvia: Es rica en aceites esenciales, calcio, hierro y vitamina A. Es un poderoso antiséptico que previene el desarrollo de virus y bacterias. 

10. Vitamina C: Estimula las defensas del organismo. Combate virus, bacterias y toxinas que generan daños e infecciones en el organismo. 

11. Ajo: Fortalece el sistema inmunológico gracias a la alicina. Además posee germanio y potasio para mantener el organismo libre de virus y bacterias. Consume el ajo sin cocinar. 

12. Té verde: Este tipo de té es muy efectivo contra infecciones bucales. Incluye esta infusión a tu dieta regular. 

Fuente: Piun.net